LLAMA VECTORIALEsta página web usa cookies

El sitio web www.iprende.com utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a sus páginas web. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies

Cuántas veces nuestro hijo, alumno, nieto, sobrino…. se nos ha acercado para enseñarnos el dibujo que acababa de pintar y no le hemos prestado atención. Los niños suelen pintar casitas, en un paisaje verde, a veces con árboles, nubes, pájaros…todos a primera vista muy parecidos…pero, ¿te has planteado que nos puede estar abriendo su corazón a través de esos simples trazos?

house 75451 1920

El mundo interior de los niños es tan fascinante como sorprendente. Pensamos que hasta que no tienen uso de razón - o al menos no razonan como los adultos creemos que deben hacerlo - no se dan cuenta de lo que ocurre a su alrededor. Pensamos que podemos hablar, discutir, mostrar nuestros sentimientos con ellos delante, porque no se dan cuenta, porque no entienden “el mundo de los mayores”. Pero ahí estamos muy equivocados. A los niños hay que protegerlos, respetarlos con el máximo de los cuidados, tenerlos en cuenta, sin dar las cosas por supuestas.

Todo esto podemos observarlo a través de los inocentes dibujos que ellos pintan. A través de estas pinturas pueden mostrarnos lo que llevan en su interior, lo cual la mayoría de las veces no son capaces de expresarlo con palabras. En esos dibujos los niños pueden expresar miedo, tristeza, alegría…, pueden sentir a sus padres cercanos, pueden notar la ausencia de un progenitor, o sentir que nunca podrán alcanzar el cariño de ellos. Desde tan pequeños pueden sentirse arropados y con base para crecer, pero también darse cuenta de que no tienen a nadie a quien aferrarse.
Desde hace mucho tiempo los psicólogos, neuropsiquiatras, etc han utilizado estos dibujos como herramientas auxiliares para observar dificultades en los niños, pudiendo acceder a su inconsciente, al que no sería posible tener acceso de otra manera. Aprendiendo a “leer” lo que los niños expresan con sus trazos accedemos a conocer cómo se ven ellos, cómo se relacionan con su alrededor, cómo se sienten…

El tener esta información es clave a la hora de saber comprender y de esta manera, poder acompañar a un niño.

Hay veces que pensamos que tienen mucho carácter, que son muy rebeldes y que no podemos con ellos. No sabemos cómo actuar, pues no podemos entender por qué se comportan de esa manera. Si llegamos a la raíz de lo que le afecta, podríamos encontrarnos que, por ejemplo, se encuentra inseguro porque piensa que no es válido frente a los otros compañeros de clase, se siente apartado por la llegada de un hermanito o nota mucho las ausencias de papá o mamá cuando tienen que estar mucho tiempo fuera trabajando.

 Ellos perciben la realidad de una manera muchas veces distinta a cómo la percibimos nosotros, por lo que les puede afectar situaciones que para nosotros estén dentro de la normalidad. La realidad para los niños no siempre es la misma que la nuestra. Comprendiendo este punto sería más fácil entenderlo: y así, expresarle en palabras y hechos todo lo que le queremos, que no debe sentirse apartado. Pero a la vez es un trabajo del adulto el meterse en la piel del pequeño, y sabiendo por dónde está pasando, acompañarlo en su vida de una manera sana y eficaz.

 Hay muchas herramientas distintas para trabajar con niños. Desde iPrende nos basamos especialmente en el test de la casa, en el que a ellos se les pide que dibujen una casa en un paisaje. Interpretando los detalles que pintan, los colores, o no colores que utilizan, la posición, trazo y tamaño, podemos entender cómo se encuentra, a qué se debe ese estado y, lo más importante, poder acompañarle en ese momento.

 Si eres padre o madre, tienes alumnos de infantil o primaria, tienes nietos o sobrinos, o simplemente te apetece aprender más de esta herramienta porque te interesa conocer más de ellos, tenemos programados cursos prácticos que te ayudarán a ver a los niños desde otra perspectiva, para poder comprenderlos y acompañarlos en su crecimiento. Para más información, ponte en contacto con nosotros en el 657 217 976 - 656 724 685 o escribiendo a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..